El blog de Yenas

Curioseando y compartiendo

Las mujeres y su “día”

8 comentarios

A veces, cuando me dicen “Feliz día de la Mujer” me confundo un poco. Porque, a diferencia de otras celebraciones (Como el cumpleaños, el día del maestro, el día de la madre, etc.) ser mujer es una condición que simple y sencillamente, es. O sea, no elegí ser mujer, y de hecho, no celebro todas las condiciones con las que se ha tratado a nuestro género por siglos, imponiéndonos costumbres, formas de pensar, presiones externas, violencia, discriminación (incluso entre las mismas mujeres que es más despiadada a veces, que de hombres a mujeres), expectativas en la forma en que debemos vernos, ser hacia con otras personas en general, e incluso, expectativas en cuanto a cómo debemos educar a nuestros hijos para que continúen ese hilo de pensamiento nocivo. ¿Feliz día de la mujer? Intenta decirle eso a mujeres que viven oprimidas y discriminadas, despojadas, en violencia, privadas de su libertad y seguridad, que han sido acosadas, violadas o que han fallecido simplemente por haber nacido mujeres… no les haría ninguna gracia.

Para mí el día de la mujer es un día de reconocer a las mujeres que en épocas anteriores a la nuestra se han partido la madre para que las mujeres de hoy en día gocemos de un montón de derechos que antes ni siquiera eran tomados en cuenta, y nos han devuelto poco a poco la humanidad que la mujer merece tener el mundo. Y la fecha no es esencialmente una celebración, sino un recordatorio de que como mujeres nos toca seguir uniéndonos en solidaridad para garantizar que toda niña o mujer en el mundo adquiera más derechos, se empodere para que pueda tomar sus propias decisiones en bien de la comunidad y en plena libertad, pare de sufrir abusos sexuales y laborales y goce de salud y seguridad.

Acá comparto un videito que me dejó pensando muchísimo en este hecho y que espero que nos hagan abrir los ojos a la realidad del mundo: En que mujeres y niñas estamos en desventaja y verdadero peligro, y que necesitamos hacer más, educar a nuestras niñas, concientizar a las adolescentes, cambiar nuestra visión como adultas, solidarizarnos en vez de criticarnos e incluso unirnos a causas que apoyen a las mujeres de una u otra forma.

Ahora, si de celebrar se trata… 

Personalmente, en los últimos dos años, he tenido la oportunidad de conocerme como mujer en sentidos en que nunca pensé hacerlo. Y no solamente conocerme, sino amarme con todos mis claroscuros. He vencido algunas batallas personales de decisiones que sólo me competían a mí y en que otros estaban metiendo mano (conmigo o sin mí). Me he estado reconciliando con mis ciclos naturales y conectando a través de ellos con los ciclos naturales de otras personas y del mundo. He aprendido a celebrarme, pero no un día, sino todos los días. Sí, es cierto. Y me encantaría que muchas mujeres más lo hicieran, así que si del ritual se trata, diría que más bien lo que hay es un largo camino por comenzar a recorrer hoy, del que no sabemos el final, pues cada etapa en nuestras vidas nos trae enseñanzas nuevas por asimilar y compartir. El primer paso para mí fue darme cuenta de que sí, tengo arrugas, sí, he ganado peso, sí, tengo canas, y NO, no haré nada por alisarme la piel, bajar de peso para estar flaca como escoba ni tampoco me quiero pintar el cabello. Sí, tengo cólicos endemoniados, pero NO, no quiero tomar pastillas y hacerme la enferma cuando menstrúo… ¡Estoy sana, feliz y completa! Y las mujeres más sabias que existen en mi vida lo están también. ¿Para qué complicarme la vida con cosas que NO necesito?

Dicen que unas cosas atraen a las otras y así fue que fui invitada a un círculo de mujeres con unas chicas en Suecia. Estas reuniones y platicar todas estas cosas con más mujeres más o menos de mi edad -algunas mayores, con hijos, otras más jóvenes en la universidad- me han dado la bendición de encontrar más hermanas (tengo tres de sangre y otras cuantas de corazón), de no sentirme sola en ninguna parte y de encontrar una fuente de inspiración y fuerza, y serlo para otros también.

Así que para celebrar el día de la mujer, tengo tres (o más*) ideas:

1. Reconciliarse con el cuerpo y obsequiarse un paquete de productos menstruales alternativos: Que harán que toda mujer replantee sus creencias negativas del cuerpo y valore los días rojos como días sagrados. Además de que se ahorrarán un dineral por unos buenos 10 años y le ahorrarán al medio ambiente toneladas de basura al año. Mi recomendación personal es Helecho Verde pero hay muchas, muchas opciones más.

2. Reconocer y honrar a las mujeres en tu vida: ¿Por qué no empezamos con la propia madre? Por un mes, escribir el nombre con el apellido materno, y claro, si la tienes en vida, hazle una linda carta, agradécele lo que ha hecho por ti, conoce la historia de tus abuelas y tus tías, quiénes son en verdad, qué batallas tuvieron que librar cuando eran jóvenes, mira sus fotos, admira su belleza. Invita a todo el que puedas, hombre o mujer, a honrar a sus madres y mujeres este día, y es más, ni tienen que regalarles nada, más que su propio interés y corazón, escucharlas, abrazarlas agradecerles. Además, buscar ejemplos de mujeres que nos han abierto puertas a nuestros derechos en épocas pasadas, como Sor Juana, Marie Curie, Anaïs Nin, Marie Stopes, Leona Chalmers, entre muchísimos brillantes etcéteras… ¿Me compartes tus heroínas favoritas?

3. Organizar tu propio círculo de mujeres: Junta a tus amigas y cuéntales la idea, reúnanse para platicar cosas importantes (evitando el viboreo de la fiesta pasada, que no nos lleva a nada), ¿conoces a tus amigas realmente? Hacer un círculo de confianza nos lleva a la hermandad, y la hermandad a la empatía, y la empatía a la solidaridad. Aquí les comparto un archivo de mi experiencia en el círculo de mujeres para que la tomen, la adapten, la experimenten, le hagan cambios o lo que quieran… en realidad lo importante es dar el primer paso y todo círculo es único y especial así que mis ideas pueden servir o no, pero ojalá al menos inspiren.

4. Unirte a alguna causa a favor de las mujeres: Y vaya que hay, porque nos hemos concientizado de las duras situaciones que pasan las mujeres en nuestros tiempos, en pleno siglo XXI: Cáncer de seno, pobreza, violencia, esclativud sexual, secuestros, asesinatos, enfermedad, hambre, explotación y un doloroso etcétera. También hay organizaciones que apuestan por la educación, la producción cultural, la salud, el bienestar comunitario, y la buena actitud (como mi querida Risaterapia) que aunque no son específicas de un género, nos hacen abrirnos y reflexionar hacia un mundo más humano y equitativo. Unirnos a causas de las mujeres nos hace unirnos a la vida, a la comunidad, pues son las mujeres quienes invisiblemente sostienen a las comunidades. Si lo haces (seas hombre o mujer) puedes estar defendiendo HOY los derechos de tu novia, madre, esposa, hermana, hija, nieta, bisnieta… honrando a tus mujeres que han librado silenciosas batallas en el pasado… Y sentando bases para el desarrollo de las mujeres en el futuro y sociedades más prósperas, más amorosas y más solidarias… ¿No te gustaría vivir en un mundo así?

¡A mí sí! 

Durante este mes estaré publicando información que me encuentre relacionada con el tema de las Mujeres: Artículos, imágenes, frases, libros, un buen de información. Los estaré ligando a este post, y por favor si alguien tiene algún interés específico no dude en dejarme un comentario, que a mí también me interesa el tema y me pondré a la búsqueda para intercambiar información valiosa.

Relacionados en este blog:

– Transición

– Visiones de lo femenino en TED

Autor: yenas

Diseñadora, viajera, aventurera, que goza de la vida y se sorprende con ella a cada momento.

8 pensamientos en “Las mujeres y su “día”

  1. Pingback: Las mujeres y su “día” | Jestoryas's Blog

  2. Me encanta tu manera de pensar. Yo estoy en el proceso que tú ya has vivido y del cual nos cuentas en tu hermosa reflexión. Me inspira lo que escribes y espero que siempre tengas mucha energía creadora y que sigas compartiéndola con nosotros. Le daré a mi esposo a leer tu artículo y a otro amigo mío en México que también escribe y le interesan mucho estos temas.
    Felicidades por el crecimiento que has logrado y ahora compartes con otros a través de tu blog.
    Gina Jiménez-Herrera

    • ¡Hola Gina! Bienvenida y gracias, espero que nos sigamos compartiendo todas las ideas y que sigamos ayudándonos a crecer. Me encantará leerte y a tu amigo también. Saludos enormes.

  3. Guau… lo leimos Popis y yo y acabamos llorando. y nos comentamos por mas de una hora, sus vivencias de nina, adolescente y adulta. como fue educada, sus carencias y riquezas en ejemplos, principios y valores. Como algunas veces las tradiciones como la modernidad no necesariamente han sido factores que sirvan como referente idoneo para EDUCAR, ORIENTAR Y/O CONCIENTIZAR a nuestras ninas, adolescentes y jovenes

    • ¡Toto, gracias por leer y qué bueno que les haya ayudado! ya me platicarán qué se contaron, las quiero, las extraño y les agradezco por lo vivido y aprendido y también por lo que no.🙂 Abrazos a mis super mujeres.

  4. Pingback: Visiones en torno a lo femenino en TED | El blog de Yenas

  5. Pingback: “Transición” un minidocumental para compartir | El blog de Yenas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s